Revista Living Suscribite a Living y recibí tu tarjeta Club LA NACION
$ 89,90
 
 
espacioliving.com
Los dueños optaron por renovar su cocina, empezando por una tríada de artefactos en acero inoxidable: una flamante heladera Siam (Las Malvinas); una cocina industrial para el hogar Usman (Geo Bazar) y un lavavajillas Candy (Las Malvinas). Todo del Buenos Aires Design, claro está.   Foto: Living  / Daniel Karp
La mesa de comedor con base de hierro y tapa de madera se combinó con prácticas sillas blancas. Se actualizó el sector de lavado con detalles: ganchos metálicos colgados en la ventana para tener a mano los utensilios; macetas de sobre el alero (Claudia Adorno) y lisas sobre la mesada; un dispenser n.   Foto: Living  / Daniel Karp
Entre las alacenas sobre el lavarropas y el tabique que divide la cocina del living, quedaba un espacio desaprovechado. Allí se colocaron estantes de madera, que sumaron calidez y espacio de guardado para la vajilla. Bien alto, una lata de galletitas vintage (Okko). Asomando hacia el living, una lám.   Foto: Living  / Daniel Karp
“Remodelamos este PH íntegro y nos mudamos hace muy poco. Participamos del concurso porque a este espacio le faltaba una vuelta y no encontrábamos cómo dársela”.   Foto: Living  / Daniel Karp
 

Una cocina renovada para multiplicar los espacios de guardado

Te mostramos cómo quedó la cocina del PH de Paola, Sandro y el pequeño Joaquín, los afortunados ganadores del concurso de Living junto con Buenos Aires Design

Por Daniel Karp y Arq. Eugenia Cides | Para Living

Paola, que es escribana, y su marido, Pablo, empleado bancario y profesor de tango, fueron los ganadores de $50.000 para usar en cualquier local del Buenos Aires Design adherido al concurso, con el asesoramiento de un experto Living: en este caso, la arquitecta Eugenia Cides.

QUÉ SE HIZO

  • Para optimizar el uso del espacio, se reemplazó el mueble tipo isla en el centro por una mesa de comedor con sillas.
  • Se sectorizó la iluminación. Por un lado, se llevó la campana metálica sobre la mesa, para darle al momento de la comida mejor clima además de mejor luz. También se colgaron dos lámparas sobre la mesada.
  • El lugar de guardado se multiplicó con una estantería de madera, que permite tener a mano los objetos de uso diario.
  • Se renovaron la heladera, el artefacto de cocina y se sumó un lavavajillas, todos con frente de acero. Más practicidad, con estética.

ANTES

 
Foto: Living  / Daniel Karp
LAS
+
VISTAS